Como la Marea

Marea

Me preguntaba hoy Silvia que cuánto tiempo hacía que no estaba en el “mercado” para poder afirmar tan solemnemente que hombres los hay, y a patadas. En todas partes, allá dónde vayas; como un hermoso campo florido y exultante que se extiende ante nosotras con el colorido de su danza del apareamiento…

Mar adentro, mar adentro…

De hecho, siempre estamos en oferta, y en demanda. Todos y todas, sin excepción, y así me lo ha demostrado la experiencia. Que no me vengan los defensores del matrimonio y la fidelidad a rebatir mis palabras porque se darán, y bien dados, con un canto en los dientes en cuanto naveguen en sus entrañas; en cuanto tengan la valentía de ahondar en ellos mismos y dejar de observar por la mirilla a quienes fomentan sus propias fantasías… para mayor desgracia suya. Pura envidia….

Y en la ingravidez del fondo…

Gestos, miradas, frases al viento, cualquier motivo es bueno para iniciar el juego. Esa travesura que, en definitiva, probablemente no fue pretendida, pero que ahí está, hablando por ti, susurrando incitante, deslizándose sinuosa y pertinaz hasta acariciar al contrario…

Minutos, segundos, ínfimas fracciones de tiempo en que la reacción se muestra, sea exuberante, o guiada tal vez por una amedrentada indiferencia…

Donde se cumplen los sueños…

A veces el ser humano se obstina en buscar pareja como si de ello dependiera su propia vida. Como si no formar un nido donde cobijar a los polluelos venideros fuera el mayor de los pesares; una batalla perdida.

Y a veces, esa misma búsqueda les provoca tal inquietud que el “mercado” se bloquea o, simplemente, se mofa de ellos. A veces, quién no busca encuentra, y quién busca con demasiado afán tropieza con quién no debiera…

Se juntan dos voluntades…

Es antes y no entonces, cuando en armonía con la madre tierra, debemos preguntarnos si no somos más que marea, golpeando bravía las costas noche tras noche, anhelando alcanzar su quimera, sin preguntarse el por qué, sin cuestionarse si llega…

Para cumplir un deseo…

Dejando que su fluido vital emborrache la arena con su cántico crepuscular, con su arrogante entereza, hasta exhalar un suspiro y componer un mudo “hasta luego” para mecerse paciente y vivaracha hasta el siguiente torneo…

Tu mirada y mi mirada
como un eco repitiendo, sin palabras:
más adentro, más adentro,
hasta el más allá del todo
por la sangre y por los huesos…

Soy como la marea, que viene y que va, y que nunca está quieta…

¿Por qué no puedes serlo tú?…

© Sonja (2006)

Printer

 

  • En cursiva, fragmentos del poema “Mar Adentro”, de Ramón Sampedro, incluido en su libro “Cartas desde el Infierno…

Published in: on Martes, 29 agosto 2006 at 8:53 pm  Comments (19)  

19 comentariosDeja un comentario

  1. Hija, lo de la “danza del apareamiento” me ha hecho reír como una loca porque me he imaginado un campo enorme lleno de tios con taparrabos bailando … ays

    Pero bueno, que tienes toda la razón mujer, y que nada es eterno así que el rollito ese de “hasta que la muerte nos separe” y “para toda la vida” creo que solo lo utilizan quienes están inseguros … sobre todo de ellos mismos.

    Muacks!!

  2. Pues no ha sido buen momento para mí para leerte, porque después de lo que hemos hablado esta tarde y la entrada que acabo de colocar en el blog, ya comprenderás como están mi hormonas y cómo veo ese “campo” :p:p:p

  3. Más adentro, más adentro….

    Veamos si en el momento en que me leas a mi continúas igual o peor.

  4. Eso, tú provócala más ¬¬

    Yo creo que es un caso perdido ya. Si es que ya me la estoy viendo aullando “ROHIRRIM!!” cuando le vea … pues anda que no nos partimos la caja ayer las dos y como babeaba la muy jodía :)

  5. ¿Has dicho “más adentro”? :p

    Estoy viendo abejas por todas partes…

  6. Sí, eso he dicho….

    ¿Qué tienen que ver las abejas con todo esto?

  7. Buscando sobre R.Sampedro he dado con este blog y has despertado mi interés al usar parte de su poema con un gran gusto.Me has hecho sentirme bien.
    Gracias por el enlace con el poema en voz de J.Bardem :)

  8. De nada ;-)

    Si te ha hecho sentir bien las gracias debo dártelas yo, porque significa que te llegó lo escrito.

  9. genial

  10. “más adentro, más adentro,
    hasta el más allá del todo
    por la sangre y por los huesos…”

    Te busco y me siento transformado en marea, para alcanzar tus costas y emborrachar tus arenas. Para abrasar tu carne y mecernos entre caracolas.

    Como me emocionas Sonja.

    Drakko

  11. Por el amor de Dios, se me ha quedado grabado ese “Más adentro” en las pupilas. No veo otra cosa :-P

    Más adentro, más adentro, más adentro, más adentro…

    Esa Silvia es la que tú y yo conocemos? jajajajaja

  12. Pensando como piensas ¿a qué esperamos?. Deseo tus travesuras, toma mi oferta, demándame. Me doy entero, anhelante, sin reservas ni compromisos.

    Más adentro, bella, dejame entrar más adentro…

  13. Yo también Xavi, y la conozco de mucho antes que tú. No te adelantes o tendré que enfadarme contigo.

    Sonja… Toc Toc! :-P

  14. ¿más? ¿más adentro?

    guerrera, tú me matas; de cualquier suceso diario creas el más profundo erotismo y eso no puede duplicarse.

    si con solo verte ya incitas, dime como no vamos a rendirnos con tus palabras; es una suerte que caty te conozca o me mataría :)

  15. Más adentro,
    hasta tu centro.
    Donde cumplir mi deseo,
    donde albergar mis temores.
    Donde alimentarme,
    aferrado al murmullo de tus ondas.

    Besos ingrávidos

  16. Toc Toc Toc Toc!!

  17. La comparación de cantidad de hombres con un “hermoso campo florido y exultante que se extiende ante nosotras con el colorido de su danza del apareamiento” me ha divertido!
    Es cierto que simpre estamos en oferta, muchas veces sin reconocerlo e incluso si tenemos pareja.
    Nos deberían enseñar a ser como la marea desde la cuna, a ser como aguas que se amoldan al entorno y cubren suavemente todo a su paso. Creo que en la niñez lo somos, es al crecer cuando nos llenamos de prejuicios.
    Me ha gustado mucho como lo expresas, con qué facilidad dices lo que todos sabemos.

    Bss

  18. muy inspiradoras tus letras, realista, humana y con piel en el sentimiento

    Gracias por compartir un poco con nosotros

    GIA

  19. Muchas gracias Gia.

    Por cierto, tienes un blog precioso… si me permites voy a enlazarte :-)


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s