Ay, ay, ay, ay…

.

~ A un hermoso y seductor titán ~

.

Ay, ay, ay, ay, esa camiseta…

«Que me dejen vivir intensamente mientras viva;
quiero saborear el rico jugo de la carne roja
y sentir el sabor ácido del vino en mi paladar,
gozar del cálido abrazo de una mujer
y de la jubilosa locura de la batalla
cuando llamean las azules hojas de acero;
eso me basta para ser feliz.
Que los maestros, los sacerdotes y los filósofos
reflexionen acerca de la realidad y la ilusión.
Yo solo sé esto:
que si la vida es ilusión, yo no soy más que eso, una ilusión,
y ella, por consiguiente, es una realidad para mí.
Estoy vivo, me consume la pasión, amo y mato;
con eso me doy por contento.»

(R.E. Howard, ‘La Reina de la Costa Negra’)

(más…)

Published in: on Sábado, 1 septiembre 2007 at 5:03 pm  Comments (94)